Padres de Hijos con Necesidades Especiales |  2019  | phineblog@gmail.com

Síguenos
  • Twitter - White Circle
  • Facebook - White Circle

¿Qué regalar a un niño con discapacidad?

24 Jan 2019

 

Seguramente al igual que yo, muchas personas han buscado en Google ¿Qué regalar a un niño con discapacidad?

 

Cada cumpleaños y cada navidad llegaba esta pregunta estresante que le daba vueltas y vueltas a mi cabeza, hacía una búsqueda incansable de páginas y blogs que me pudieran dar ideas, sin embargo, eran muy pocos los que me servían, muchos están clasificados por discapacidad y recomiendan juguetes con luces, sonidos y texturas, carritos para montar, pelotas y productos sensoriales, juegos para mejorar la motricidad fina, juegos de atención, etc, sin embargo, ninguno era ideal para mi hijo. Pensaba ¿acaso no hay más niños como mi hijo que tiene la motricidad y la vista muy comprometidas, que no camina, no puede agarrar los juguetes y para jugar con él, es forzoso que alguien le ayude?, ¿No existe nada que él pueda disfrutar solo?

 

Y cuando se acercaban estas fechas, la familia cercana me preguntaba ¿qué le regalo? Me daban ganas de contestarles: “pues ni yo lo sé, así es que pon a volar tu imaginación y visita todas las jugueterías que existan hasta que lo encuentres”. Realmente era imposible contestar esa pregunta y además yo exigía que fuera un juguete como el que le regalarían a cualquier niño, pero que mi hijo pudiera usar. Estoy segura que buscaban y buscaban el juguete ideal que fuera fácil de usar, que tuviera sonido y luces y para colmo, cuando mi hijo empezó a crecer, exigía que no fuera de bebé, sino uno para su edad. La mayoría de las veces le regalaban un juguete de acuerdo a mis especificaciones, que la verdad pocas veces se usaba y muchísima otras veces le regalaban ropa. Como a cualquier mamá me gustaba y agradecía que le regalaran ropa, pero por el otro lado pensaba que como a cualquier otro niño, la ropa no es un regalo divertido.

 

Después de varios años y de cajones llenos de juguetes casi sin usar, me di cuenta que realmente el problema era mi falta de aceptación de que es muy difícil que mi hijo se divierta con juguetes como lo hacen la mayoría de los niños. También pude entender que cuando la gente me preguntaba qué regalarle, lo hacían con la mejor intención y si le regalaban ropa, era porque en verdad era muy difícil encontrarle algo, pero lo más importante de todo, es que logré entender que quizás mi hijo no necesitaba un juguete para ser feliz, sino que podían ser otro tipo de regalos los que pudiera disfrutar.

 

Nos dimos cuenta que mi hijo se ponía muy contento cuando era el centro de atención, que le gustaba la reacción de las personas cuando nos espantaba, o nos jugaba una broma, así es que empezamos a buscar bromas que él pudiera hacer solo o con ayuda de un adulto. Grabamos en su iPad algunas indicaciones para que él pudiera hacer la broma, por ejemplo, con el cojín tira pedos, que lo poníamos en una silla y él al activar su iPad, le decía a una persona que se sentara en la silla junto a él. Así hicimos con varias bromas como la clásica del chicle que da toques o la rata de juguete que poníamos debajo de un sillón y al activar su iPad, preguntaba qué era eso que estaba ahí. La mayoría de las personas ya no nos espantamos ante esas clásicas bromas, sin embargo, gritábamos de susto y fingíamos que nos espantaba, lo regañábamos y reclamábamos de porqué hacía esas bromas y eso lo ponía enormemente feliz.

 

Entonces, empezó la búsqueda incansable de bromas que, aunque no lo crean, no hay tantas, y yo empecé a relajarme y pensar que quizás un juguete no era el mejor regalo para él, que hay otro tipo de cosas que lo pueden hacer muy feliz.

 

Tras agotar las bromas existentes, iniciamos a experimentar con magia, recordemos que a él le gusta ser el centro de atención, sentirse travieso y que la gente interactúe con él. Entonces empecé a comprar trucos de magia sencillos y le empezaron a regalar estuches con cientos de trucos, de los cuales, son pocos los que realmente podemos usar y pues ahora, tras una ardua selección y práctica, ya hasta tenemos montado un show de magia y yo, soy su ayudante.

Así es que ahora que mi hijo tiene 10 años, cuando alguien me pregunta ¿qué le regalo? ya no pido juguetes, ahora les aconsejo un cuento, que siempre le van a gustar a él y a todos los niños, o bien algo de un personaje de moda, por ejemplo una playera de Spider Man, una gorra de Star Wars, una lonchera de Minions o una loción de Capitán América, en fin, cosas que yo le pueda dar a elegir y él escoger ponerse todos los días.

 

Finalmente, para contestar la pregunta que nos atañe, aquí dejo una pequeña lista de cosas que le hemos comprado o le han regalado a mi hijo y que le han sido útiles:

 

- Cuentos

- Audiolibros

- Disfraces

- Pijamas, playeras, gorras, calcetines de personajes

- Reloj para ciegos (si presionas un botón, se escucha la hora). Hay que ayudarle a presionar el botón, pero le encanta que le pregunten la hora.

- Sábanas o cobija de personajes

- Juego Pepe P-2 (requiere que lo ayuden, pero es sencillo y divertido, y sirve para interactuar con otros niños)

- Lonchera y mochila

- Un tambor (le ayudábamos a tocarlo y le gustaba que toda la familia formáramos una orquesta)

- Proyector o muñeco o lámpara que en la oscuridad refleja las estrellas o algunas figuras en el techo. Se las pongo cuando ya está en su cama listo para dormir o durante las noches de insomnio.

-  Lentes oscuros

- Cartera

- Audífonos

- Pistola NERF en caso de que todos sus primos y hermanos tengan una y se junten para jugar con ella. Hay que ayudarle, pero sirve para integrarlo

- Una aplicación de dados para que él sea el responsable de tirarlos cuando la familia se reúne a jugar juegos de mesa

 

Tip: a mi hijo le encanta que sus regalos estén envueltos con papel ya que disfruta que le ayude a rasgarlo.

 

 

Tags:

Please reload

Categorías
Entradas recientes
Please reload

Tag cloud
Please reload